<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/SimonElectricES/?fref=ts">
head-image.jpg

Instalación de un home cinema básico

Posted on Thu, Jan 21, 2016

La instalación de un home cinema puede variar levemente en función de las características específicas de cada equipo. Aquí nos ocuparemos de la instalación de un equipo estándar, compuesto por un lector o fuente, un módulo receptor A/V, un subwoofer y 5 altavoces periféricos (un equipo 5.1, el más habitual).


Instalando el equipo home cinema


Es imprescindible que, antes de empezar con la instalación, leamos con detenimiento las instrucciones y especificaciones del fabricante del equipo. En ellas, entre otras cuestiones, se nos ofrecerá una descripción detallada de los componentes que lo integran, y que deberemos comprobar y reconocer detalladamente para que el proceso de instalación se lleve a cabo del mejor modo posible, sin problemas ni percances que incluso podrían comprometer la garantía del fabricante.

Instalar un home cinema

 

 

Puedes conocer más detalles en esta guía:

Descárgate la guía GRATUITA sobre cómo montar un Home Cinema en Casa

 

Tras este proceso de información y reconocimiento previo de los componentes, procederemos a instalar en primer lugar el lector o fuente, conectándolo con la pantalla o el televisor y siempre dejando para el final su conexión a la red eléctrica (previamente, antes de conectarlo con otros elementos, deberemos comprobar que funciona conectándolo a una fuente de electricidad; sin embargo, jamás se deben manipular dispositivos electrónicos mientras estos estén conectados a una fuente de electricidad).

El siguiente paso será concretar y conectar el receptor A/V, siguiendo los mismos pasos anteriores y conectándolo con los demás componentes centrales del home cinema. Tras ello, viene el proceso más complejo: la instalación de los altavoces.


Ubicación y conexión de los altavoces

Si no se cuenta con un sistema home cinema inalámbrico, deberemos manejar los cables pertinentes y trazar su tendido desde los altavoces hasta los componentes centrales (receptor A/V). Para ello, una vez determinada la ubicación física de los altavoces, resulta muy recomendable usar guías o regletas para proteger los cables: evitaremos el contacto directo con los mismos, mejorará el sonido y por supuesto evitaremos un molesto efecto antiestético. Sin embargo, debemos evitar la utilización de una misma guía para cables eléctricos y de altavoz, ya que la tensión eléctrica produciría interferencias y ruidos indeseables. Algunos canales ofrecen guías diferenciadas y estancas para cada tipo de cableado, e incluso permiten la instalación en ellos de mecanismos eléctricos y de conectividad, como tomas de corriente o puntos de acceso a redes e Internet.

 

Simon canal cablomax

 

Canales como la Cablomax K45, además de permitirnos organizar adecuadamente los distintos tipos de cableado instalando un único elemento y manteniendo una distancia óptima entre sí para evitar interferencias, nos brindan la posibilidad de concretar, en ellas y en el punto que más nos convenga, cualquier tipo de toma de corriente, placas multimedia, tomas de voz y/o conexiones para datos preservando en todo momento la estética del espacio.

 

SImon Ofiblock line

 

No obstante, antes de instalar las guías pertinentes, deberemos decidir la ubicación definitiva de los altavoces. En primer lugar, pues, procederemos a instalar el subwoofer, el altavoz que puede condicionar de un modo más determinante el flujo de las ondas de sonido por el espacio.

La ubicación del subwoofer dependerá de las condiciones acústicas de la sala, siendo la más habitual la parte frontal del espectador, con una distancia mínima de medio metro respecto a las paredes y otros elementos sólidos. Sin embargo, en función del espacio, nos puede resultar más conveniente instalarlo justo detrás de la ubicación destinada a los espectadores, siempre reservando una distancia de seguridad mínima respecto a los mismos y a elementos estructurales que puedan deformar o condicionar la transmisión de las ondas. En cualquier caso, se deben evitar esquinas y rincones.

 

Altavoces periféricos para un home cinema

 

Los altavoces frontales deben concretarse frente al espectador, orientados hacia él de modo que si trazamos una línea imaginaria que parta de cada altavoz esta confluya en los espectadores. A medio camino entre ambos se instalará el altavoz central.

Finalmente, los altavoces traseros deberán situarse de un modo similar a los frontales, pero por supuesto detrás de los espectadores, a una distancia proporcional. El trazado general debe orientar el sonido emitido por cada altavoz hacia un mismo punto: el espectador, reservando una distancia equitativa entre los periféricos y el lugar destinado a los espectadores.

Los equipos dotados con más canales de audio (7.1, 9.1) deben seguir este mismo esquema, rellenando convenientemente los espacios entre altavoces en función de las características de cada periférico extra (normalmente, altavoces centrales y laterales).  

 

Posts relacionados:

 

No te pierdas esta guía gratuita para completar tu lectura y saber cómo montar un sala audiovisual en tu hogar:

Guía gratuita sobre la instalación de un home cinema en casa

 

Tags: home cinema